Un largo experimento de 370 días en la cama


En enero de 1986, en una constante lucha contra los negativos cambios metabólicos que ocurren durante la microgravedad, el Centro de Investigación de Problemas Biomédicos de la agencia Espacial Rusa y de la mano del cosmonauta médico Boris Morukov se realizó un curioso experimento que pudiera ayudar en los problemas que surgen en un largo viaje en condiciones de ingravidez.

Dado que no hay manera de poner en la Tierra un cuerpo en reposo y en gravedad cero, decidió realizar una simple simulación…

Y la más simple simulación era ni más ni menos que 11 camas para 11 hombres previamente seleccionados y cada una de ellas colocadas con seis grados de ángulo de la cabecera. El periodo del estudio serían 370 días con los días y con las noches acostados permanente y obligatoriamente en la cama.

En esta posición el cuerpo tiene efectos similares como en la ingravidez, el corazón ya no funciona contra la gravedad y pasa a menor potencia, el número de glóbulos rojos se reduce, debido a que el cuerpo produce menos y por lo tanto necesita menos oxigeno.

Lavarse, comer, beber y todas las necesidades de primer orden debían realizarse en posición casi horizontal durante un casi interminable año y pico.

Es difícil decir lo que lo que indujo a los 11 hombres a participar en el experimento. Era, como Morukov cree, la necesidad de hacer una contribución a la ciencia?, o fueron las decoraciones que el Estado soviético entregó a esos curiosos logros?, o tal vez el coche que cada uno de ellos la habían prometido?. En cualquiera de los casos, los maratonianos participantes del lecho tomaron muy en serio el experimento.

Los participantes tenían edades comprendidas entre 27 y 42 años, la mayoría tenían esposa e hijos, a quienes sólo les permitieron ver una vez a la semana, concretamente los domingos.

El objetivo de la prueba era encontrar un nuevo antídoto para impedir que el cuerpo se degenere en un estado continuo de reposo. Para ello, realizaron una simulación de los posibles problemas eventuales de un cuerpo suspendido durante un largo periodo en el espacio, unos problemas que pudieran derivar en una futura enfermedad con la consiguiente pérdida de poder en la nave espacial.

Algunos de ellos hicieron ejercicios de entrenamiento con pesas mientras estaban acostados, y no todos. Sólo cinco de ellos estaban autorizados para realizar estos ejercicios después de cuatro meses de cama.

El aburrimiento y los exámenes médicos constantes produjeron una enorme tensión a estos voluntarios hombres del catre. Aunque mayor que la tensión en sus cuerpos era el estrés psicológico. Todo esto condujo a innumerables peleas entre ellos,..por supuesto verbales, por lo que fueron puestos en grupos y en tres salas diferentes, donde pasaron su tiempo viendo la televisión y ejercitando la lectura.

Encadenados a sus camas y para matar esos largos periodos del aletargado tiempo se dedicaron al noble arte del moldeo con botes de aluminio. Buques de guerra, un caballero con una brillante armadura para Morukov,  incluso medallas honoríficas que ellos mismos condecoraban a las bellas enfermeras. En sus cumpleaños se dieron regalos unos a otros organizando fiestas, por supuesto, siempre en la medida que fueron capaces mientras seguían acostados.

En periodos de cuatro meses, ocho meses y casi al final del estudio, los hombres fueron introducidos en una centrifugadora mientras yacían en sus camas. Atados a ellas fueron sometidos a ocho veces la fuerza de la gravedad que normalmente experimentamos en la Tierra. Éste es el tipo de aceleración que se encuentra al final de un vuelo espacial, cuando la cápsula entra de nuevo en la atmósfera de la Tierra.

Una vez cumplido el año, hubo un periodo de dos meses de rehabilitación donde indudablemente tenían que volver a aprender a sentarse y caminar. Concluidos los 370 días de su particular simulación, para Morukov el resultado fue altamente satisfactorio ahondando más aun en el estudio de la corrección del metabolismo del calcio, beneficiando enormemente los futuros vuelos espaciales prolongados.

De 1995 a 1998 ocupó el cargo de experimentos humanos en el  programa Ciclo de vida de la Nasa Mir Científica.

Toda una serie de pruebas que por lo visto son de vital importancia. Más recientemente seis personas en Moscú se encerraron voluntariamente en un claustro de hacinamiento, unos tubos sellados herméticamente dentro de un centro de investigación durante 105 días.  Además está en fase un proyecto final previsto para este año, denominado Marte 500, donde esperan culminar un experimento de 520 días de aislamiento humano.

Por cierto, durante esos largos 370 días, algunos matrimonios no sobrevivieron a la “cepa del experimento“, y uno de los voluntarios se enamoró de una investigadora que trabajaba en el proyecto…historias de camas y resistencia humana en pro de la ciencia….

Más información en Astronautix en Nzz folio en Wikipedia y en PicSearch

Hablando de experimentos en pro de la ciencia igual te apetece leer Una vida inmortal o quizás un experimento auto personal como el de Orlan, arte?, o locura

14 pensamientos en “Un largo experimento de 370 días en la cama

  1. Pingback: Un largo experimento de 370 días en la cama

  2. Pingback: Un largo experimento de 370 días en la cama | Ultimas noticias en ForoProvincias.Com

  3. Atados a la cama, centrifugados, 370 días sin moverse… en el anuncio podrían haber puesto directamente que era una tortura a lo que se apuntaban.

    Posiblemente en esa época la posesión del coche que los regalaban haría que, en esa época en la URSS, pudiesen vivir mucho más cómodamente para ellos o vendiéndolo, porque sino, parece excaso pago por un experimento así.

    Salu2

    P.D. Veo que te pasa como a mí, acostumbrados tanto a escribir en inglés, tenemos el mismo problema con la apertura de las interrogaciones.

  4. Pingback: Top Posts — WordPress.com

  5. Pingback: Un largo experimento de 370 días en la cama | El Noticiero

  6. ¿Cuantos días se paso la investigadora en la cama?
    Seguro que el coche que les dieron era…un coche cama

  7. Pingback: Un largo experimento de 370 días en la cama - apezz.com

  8. Pues muy bueno el experimento, pero muy duro para los que participaron en el, debe haber estado muy aburrido, pero bueno como dicen los cazadores de mitos: “todo en nombre de la ciencia.” saludos.

  9. Debieron de pasarlo francamente mal…un año entero en una cama tiene que ser horrible, eso seguro que no lo aguanta todo el mundo (entre los que me incluyo, por supuesto)

  10. Mamma mia, yo me paso diez horas y ya me duele todo! super interesante el post. Felicidades!

  11. Ah! pero… es el que el cuerpo se degenera en un continuo estado de reposo? :p

    bueeeno, vaaaale habrá que hacer mas ejercicio :)

    de todos modos tiene que ser un suplicio tantos dias en cama…

  12. Pingback: Operación Jaén | Jonéame

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s